Nuevas formas culturales de la sociedad red

Diciembre 22, 2008

Notas sobre el concepto “la Ciudad por proyectos”

Archivado en: Plaza Pública — dmadmin @ 4:45 am

A partir de El nuevo espíritu del capitalismo de Luc Boltansky y Eve Chiapello, editado en Madrid por Akal en 2002

Proyectos 1
En la ciudad por proyectos, la vida social ya no se presenta en forma de una serie de derechos y deberes con respecto a la comunidad familiar extensa, como ocurría en un mundo doméstico, ni en forma del trabajo asalariado inserto en un conjunto jerárquico cuyos escalafones es preciso escalar, como ocurría en un mundo industrial. En un mundo reticular, la vida social se compone de una multiplicación de encuentros y de conexiones temporales, pero reactivables, con grupos diversos, realizadas a distancias sociales, profesionales, geográficas y culturales muy elevadas.

Proyectos 2
El proyecto es la ocasión y el pretexto para la conexión, reuniendo personalmente a personas muy dispares y presentándose como un extremo de la red fuertemente activado durante un periodo relativamente corto de tiempo, pero que permite forjar vínculos más duraderos que, aunque permanezcan desactivados temporalmente, permanecerán siempre disponibles.

Proyectos 3
Los proyectos permiten la producción y acumulación en un mundo que, si fuese puramente conexionista, no conocería más que flujos sin que nada pudiera estabilizarse, acumularse o cobrar forma: todo quedaría arrastrado por la corriente continua de los encuentros que, al poner en comunicación todo con todo, disuelven sin descanso cuanto pasa por ellos.

Proyectos 4
El proyecto es, precisamente, una proliferación de conexiones activas que propicia el nacimiento de formas, es decir, la existencia de objetos y sujetos, estabilizando y tornando irreversibles los vínculos. El proyecto es una bolsa de acumulación temporal que crea valor y proporciona un fundamento a la exigencia de hacer que se extienda la red favoreciendo las conexiones.

Proyectos 5
¿Por qué el proyecto es tan importante? Porque un capitalismo puramente en red, una sociedad absolutamente en red, hacen imposible emitir juicios. Sin embargo, una lógica de legitimación tiene que introducir una cierta noción de bien común, lo que requiere poder juzgar: ¿qué comportamientos son adecuados?, ¿cuáles deben ser excluidos?, ¿quién tiene derecho a los bienes materiales o inmateriales?, ¿qué es lo que da valor?, ¿qué es lo justo?
Sobre el tejido sin costuras de la red, los proyectos dibujan una multitud de miniespacios de cálculo, dentro de los cuales pueden ser engendrados y justificados los órdenes.

Actividad 1
En la ciudad por proyectos, el equivalente general para medir la grandeza de las personas y las cosas es la actividad, superando la oposición entre trabajo y no trabajo, entre lo interesado y lo voluntario, entre lo privado y lo público.
La actividad está encaminada a generar proyectos o a integrarse en proyectos iniciados por otros. La actividad por excelencia consiste en insertarse en redes y explorarlas, para romper el aislamiento y tener posibilidades de encontrar personas o de relacionarse con cosas cuyo acercamiento es susceptible de engendrar un proyecto.

Actividad 2
La vida es concebida como una sucesión de proyectos, que serán tanto más válidos cuanto más diferentes sean los unos de los otros (flexibilidad, movilidad, adaptabilidad). No importa si es ocio o trabajo, lo que importa es desarrollar la actividad, es decir, no estar nunca falto de proyectos, falto de ideas, tener siempre alguna cosa a la vista, en preparación, junto a otras personas cuya voluntad de hacer algo facilita el contacto.

Actividad 3
Todo puede acceder a la dignidad de proyecto, incluso las empresas hostiles al capitalismo. Se borran las diferencias entre un proyecto capitalista y una realización banal (como un club para los domingos). Queda oculto tanto el capitalismo como las críticas anticapitalistas; un proyecto puede ser abrir una fábrica, cerrarla o montar una obra de teatro. En todos estos casos estamos siempre ante proyectos y ante el mismo tipo de heroísmo. Esta es una de las formas mediante las cuales la ciudad por proyectos puede seducir a fuerzas hostiles al capitalismo, proponiendo una gramática que lo supere y que ellas utilizarán a su vez para describir su propia actividad, ignorando el hecho de que el capitalismo puede, también él, colarse en ellas. Es así como el capitalismo puede presentarse como portador de espacios de autorrealización y de libertad para la acción.

Grandes 1
¿Quién es el grande en la ciudad por proyectos? El grande es el que sabe comprometerse con un proyecto, implicarse en él plenamente, entusiasmarse, confiar en los otros, mostrarse adaptable y flexible, mantenerse activo y autónomo, poseer intuición y talento. El grande es capaz de hacer que se comprometan los demás, de facilitar la implicación, inspira confianza, su visión genera entusiasmo, pero no es autoritario, escucha a los demás, es tolerante y reconoce y respeta las diferencias. El grande sabe arriesgarse para conectarse, entablando contactos novedosos y ricos en posibilidades, ubicándose en ellos y forjando vínculos. Para el grande, toda persona es contactable y todo contacto es posible y natural. Sabe escuchar, adaptarse a personas diferentes, es tolerante y respeta las diferencias. Estas cualidades hacen del grande alguien empleable en la ciudad por proyectos.

Grandes 2
¿Qué es el bien común en la ciudad por proyectos? La ciudad cae cuando la red ya no se extiende y, encerrándose sobre sí misma, reporta beneficios a algunos, pero no sirve ya al bien común. Esto sucede cuando el grande, el hacedor de redes, guarda para sí la información, teje sus conexiones en secreto y bloquea la redistribución de los contactos que establece. Estas prácticas monopolísticas conducen al cierre de la red y dan cabida a los atropellos.
Por contra, la relación entre grandes y pequeños es justa cuando, a cambio de la confianza que los pequeños depositan en los grandes y de su celo a la hora de comprometerse en proyectos, los grandes valorizan a los más pequeños con el objetivo de aumentar su empleabilidad, es decir, su capacidad para insertarse en otro proyecto, una vez finalizado el anterior.

Grandes 3
No se puede juzgar a alguien a través de un solo proyecto, ya que la grandeza de las personas se manifiesta en el paso de un proyecto a otro. Cuando finaliza un proyecto se consuma una evaluación positiva para aquellos que, habiendo aumentado su reputación en el transcurso del proyecto que abandonan, logran insertarse en uno nuevo o, por el contrario, negativa cuando la incapacidad de mantener o desarrollar los contactos y de coordinarse con los otros deja al aspirante inactivo.
Si es cierto que el paso de un proyecto a otro es el momento del juicio, el mundo será tanto más justo cuando más cortos, numerosos y cambiantes sean los proyectos.

Grandes 4
El pequeño de la ciudad por proyectos es el que no inspira confianza, no sabe comunicar, es autoritario e intolerante, enfurruñado, individualista, rígido, inmóvil, apegado, arraigado.
En la ciudad por proyectos, quienes se encuentran despreciados pierden toda visibilidad e, incluso, toda existencia, ya que dentro de la ciudad por proyectos la existencia misma es un atributo relacional: cada ser existe en función del número y valor de las conexiones que pasan por él. Un mundo semejante no conoce más sanción que el rechazo o la exclusión, la cual expulsa hacia los límites de la red, allí donde las conexiones son escasas y sin valor. Es excluido aquel que depende de los demás, pero del que ya nadie depende, aquel que no es querido por nadie, que no es buscado ni invitado, quien, aun teniendo la agenda todavía repleta de nombres, ha desaparecido de la de los demás.

Redes 1
El lenguaje descriptivo del mundo conexionista se orienta en dos direcciones opuestas (sistémica y personalista): por una parte en la red, cuanto ocurre es del orden anónimo del “se”, de la autoorganización; por otro lado se pone el acento, no ya en el sistema, sino en los seres humanos que buscan un “sentido”. Esta segunda orientación es predominante, ya que en ella descansa la dimensión normativa, ética, de la ciudad por proyectos según la dimensión sistémica, la red es autónoma y su voluntad es más fuerte que la de los seres que se encuentran sumergidos en ella. La red se autoorganiza y se autoregula según la dimensión personalista, toman importancia las relaciones cara a cara, la responsabilización, la confianza, las situaciones vividas de forma conjunta, la palabra dada, la ayuda mutua, la cooperación en el establecimiento de relaciones de colaboración, en el montaje de proyectos, en la construcción de redes

Redes 2
La red deja de extenderse cuando el hacedor de redes guarda para él la información, teje las conexiones en secreto, no redistribuye los contactos que establece… en definitiva, la red deja de extenderse cuando se dan conductas monopolísticas.
La relación entre grandes y pequeños puede considerarse justa cuando, a cambio de la confianza que los pequeños depositan en los grandes, los grandes valorizan a los pequeños con el objetivo de aumentar su empleabilidad, su capacidad para insertarse en otro proyecto.

Redes 3
El grande no es crítico, excepto en lo que se refiere a la defensa de la tolerancia y la diferencia. Se ha liberado de los moralismos y reconoce el valor de la ambivalencia porque las situaciones que se deben afrontar son complejas e inciertas.
La realidad se mira de frente, incluida la realidad del deseo, pero reconociendo al mismo tiempo los límites que la realidad impone sobre él. El individuo conexionista tiende a no dejarse captar por las instituciones y a no dejarse encerrar en un tejido de responsabilidades hacia otros. Prefiere la autonomía a la seguridad.
El grande sacrifica su personalidad, interioridad y fidelidad a sí mismo, para ajustarse mejor a las personas con las que entra en contacto y con las situaciones siempre cambiantes. En un mundo complejo, incierto e inestable, el individuo ligero solo puede arraigarse en sí mismo, en “la empresa de sí mismo”. Pero cada cual no es uno mismo más que gracias a los vínculos que le constituyen.

1 comentario »

  1. Hi

    Is your website copy outdated?

    I’m a top-rated copywriter (with hundreds of happy clients) and a 100% job satisfaction rate.

    Enough about me, how does that help you?

    The right words attract people.

    They can even elevate your business above the competition.

    I craft them into engaging content that search engines and people love.

    What does that mean for you?

    More traffic, more customers and a bright future for your business.

    I would like to become one of your go to freelance writers.

    Learn more on my website: https://offer.kathreadwrites.net/us-promo/ (Get $50 off your next article)

    If you are open to it, I would like to handle a small writing task so you can see the quality of work that I offer. Then we can get this party started.

    Be Fantastic,

    Kat

    P.S.I spend most of my time writing copy for clients. This means I try to avoid emails if possible. I do, however, prioritize existing clients & any new website inquiries. These get a FAST response. If you want to get in touch, please use the contact form on my website instead of emailing me.
    Unsubscribe: https://offer.kathreadwrites.net/unsub/?ca=KRW&dom=unartists.org

    Comentario por Kat — Abril 22, 2019 @ 2:03 am

RSS feed de los comentarios de la entrada. Refernencia a esta URL

Deja un comentario

Creado con WordPress | Traducción de Ayuda WordPress por Fernando Tellado